Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.

Actualidad

Intervención del expresidente Álvaro Uribe al dar apertura al Foro por Colombia en Florencia, Caquetá  

Autor: 
Álvaro Uribe Vélez
Español
Fecha: 
Sábado, Agosto 12, 2017

Florencia, Caquetá, 12 de agosto de 2017 (CD). Texto de la intervención del expresidente y senador durante el Foro por Colombia sobre ‘Biodiversidad: Insumo para el desarrollo económico’.

 

“Yo les confieso que yo llego a Caquetá con un tiquete y en un vehículo. Yo llego en el tiquete de mi amor por esta tierra y en el vehículo de la generosidad que ustedes han tenido con mi carrera política.

 

Yo recuerdo aquellos días aciagos, cuando para apoyarme a mí había que ser clandestino y ustedes lo hacían con alegría, con decisión, desafiando todos los errores. Y también recuerdo aquel 8 de agosto, jueves, de 2002, cuando antes de que apareciera la primera luz del sol llegamos a Valledupar a empezar a recuperar la seguridad y por la tarde llegué a Florencia. Encontré estas calles solas, las puertas cerradas, todos los alcaldes del Caquetá refugiados en la Gobernación porque no podían estar en sus municipios por las amenazas del terrorismo.

 

Pero ustedes son muy valerosos.

 

Esta mañana recordaba yo lo siguiente: Costa Rica, país tan importante, tiene 55 mil kilómetros; El Salvador, 21 mil; la isla de Cuba tiene más o menos 110 mil; Panamá 75 mil; el Caquetá 80 mil.

 

El país todavía no sabe la importancia del Caquetá. Buen gusto han tenido esos tipos de las Farc, claro, eso sí no se les puede quitar, el buen gusto. ¿Cómo no les va a gustar el Caquetá? Pero haremos todo el esfuerzo para quitarle ese gustico.

 

¡Qué paraíso tan bello! Tiene una tierra como la Sabana de Bogotá en Balsillas; tiene más agua dulce, creo que es campeón de agua dulce en el mundo; tiene ese respaldo en la Cordillera Oriental; tiene un porcentaje muy alto en selva y es una despensa ganadera y agrícola impresionante.

 

El Caquetá pasa —mire lo que hay que cuidar— pasa verdecito todo el año y no se inunda; tiene un régimen de lluvia que parece de invernadero; aquí San Pedro puso una varillita automática, como esa de los invernaderos, que toca la membranita del agua cuando hay un asomo de sequía. Es prodigioso el Caquetá. Y ustedes, tan valerosos, tan valerosos, todo lo que han tenido que enfrentar.

 

Nos da mucho gusto en el Centro Democrático estar con ustedes hoy.

Tenemos cinco candidatos de excelencia.

 

El país pregunta: ¿y qué proponen contra la corrupción? Ellos tienen ideas muy claras pero, ¿saben qué es lo mejor contra la corrupción? Escoger gente sincera, con transparente sinceridad y la tienen estos  cinco precandidatos.

 

Cuando a ustedes les hablen del tema, bien pueden decir, tranquilamente, que la mejor apuesta del Centro Democrático contra la corrupción es la calidad de los candidatos. Propuestas hay muchas: que cualquier parlamentario que gestione recursos se sepa su nombre para que no se los roben, y a los ladrones, como proponen nuestros candidatos, los pongan en el muro de la infamia, etcétera, etcétera.

 

Por encima de todas esas propuestas lo que el país necesita es un gobierno honrado y la garantía son estos cinco precandidatos, y unos precandidatos, cualquiera de ellos que sea Presidente, rescata la credibilidad en el país. Y yo les pido a ustedes que los apoyen, que apoyan este Partido.

 

Esta bancada del Centro Democrático ha sido muy cumplida, muy seria, no ha estado en la mermelada, ninguno de ellos ha estado en corrupción. Allá hay tres mayores en esa bancada, uno viejo que soy yo, y un poco de jóvenes, lo han hecho bien.

 

Con tanta controversia que hay sobre mí, bien pueda digan que el oficio mío en el Senado es ser el portero más caro del país, porque procuro salir de último hasta que me echan de allá porque apagan los bombillos, y salir de último para dar ejemplo. E una bancada muy seria, muy capaz, hay que crecerla el año entrante, ayúdennos a eso. Ahí discutiremos con ustedes cómo hacer ese tema de las listas, etcétera. No nos podemos equivocar en los seres humanos que van a integrar esas listas.

 

Tienen que hacer lo bueno que ha hecho esta Bancada, prepararse para apoyar las grandes reformas del gobierno que llegue, para recuperar la credibilidad, y hay que crecer esa Bancada. Ustedes no saben lo difícil que le ha tocado a estos compañeros míos del Congreso, hacer oposición en un país con tantas dificultades.

 

Yo al final voy a hacer unos planteamientos políticos desde aquí, pero me parece útil, ahora que la audiencia está fresca y les agradecemos tanto su esfuerzo por venir, escuchemos a nuestros distinguidos panelistas y a nuestros precandidatos.

 

Yo no sé cómo decirles a ustedes que los quiero mucho, porque me da pena repetirlo tanto y me siento muy mal si no dejo que se me salga que los quiero.

 

Muchas gracias.

 

(FIN)