Sitio oficial
 

II FORO INTERNACIONAL “MOVILIZACIÓN POR LA PRIMERA INFANCIA”
Junio 02 de 2005 (Bogotá – Cundinamarca)

Compatriotas:

Los felicito por este
gran esfuerzo. Hay unos temas bastante comunes,
pero bastante necesarios.
Por ejemplo, cuando uno piensa en tener una Colombia
en paz, una Colombia tranquila, una Colombia
solidaria, el Gobierno tiene que ponerle todo
el énfasis a derrotar el terrorismo y
toda la preocupación a formar a la nueva
generación de colombianos.

Como decía la Directora de Bienestar
Familiar, es imposible que sin atención
integral completa a la primera infancia, tengamos
dentro de unos años la generación
que necesitamos para un país en paz, un
país en solidaridad, un país con
respeto al medio ambiente, un país con
tolerancia con la opinión ajena, un país
que sepa trabajar con criterio de ciudadanía.

Colombia ha hecho avances
importantes. Diría
que la administración Lleras Restrepo
produjo el hito de la creación del Instituto
Colombiano de Bienestar Familiar, sobre la creación
de una parafiscalidad. Estas parafiscalidades
demuestran ante propios y extraños la
solidaridad de la empresa privada colombiana
con este tipo de políticas.

Nosotros, con parafiscalidades,
financiamos al Bienestar Familiar, financiamos
las cajas
de compensación, con parafiscalidades
financiamos el Sena, etcétera.

Encomiable esfuerzo el
que hizo la administración
del ex presidente Lleras Restrepo, la Primera
Dama, Doña Cecilia de La Fuente de Lleras,
de crear este Instituto y de financiarlo con
esa parafiscalidad.

Llegaba yo al Congreso
de la República,
en 1986, se instalaba el Gobierno del presidente
Barco, y me correspondió trabajar allí para
ampliar esa parafiscalidad. La pasamos de dos
a tres puntos sobre la nómina, para poder
financiar un programa que propuso el presidente
Barco, que sigue plenamente vigente, que es el
programa de las Madres Comunitarias. Creo que
ahí se dio otro paso bien importante en
Colombia.

Después con la Ley 100, en 1993, dimos
otro paso de gran importancia. ¿Por qué?
Porque en Colombia la seguridad social, en lo
que se podría llamar, antes de la Ley
100, el equivalente al Régimen Contributivo
de Salud, tenía la atención por
maternidad, pero no tenía la cobertura
familiar. Entonces había una atención
por preparto, una atención en el parto,
una atención postparto, pero no había
la cobertura familiar. Entonces se creaban enormes
riesgos para el niñito en esa etapa fundamental
de la preinfancia.

¿Qué decisión tomamos en
la Ley 100 de 1993, de la cual me tocó ser
su ponente en el Congreso? La decisión
de generalizar la cobertura familiar. Creo que
ahí dimos un paso bien importante, que
ayuda muchísimo.

El país, pues, ha tenido un recorrido
importante en esta materia. El país quiere
mucho a su Instituto de Bienestar Familiar, las
tareas que cumple.

Reconozco la importancia
de esta política
y las faltantes que tenemos en Colombia. Le hemos
puesto todo el interés en medio de una
muy difícil crisis fiscal. El crecimiento
de usuarios de Bienestar Familiar así lo
indica.

Me parece que se dio
un paso muy afortunado, bajo la dirección de la doctora Beatriz
al principio de este Gobierno, que fue ofrecerles
un desayuno fortalecido, vitaminizado, a 500
mil niñitos, 516 mil, hoy son 517 mil
niñitos menores de cinco años.
Eso ayuda mucho.

Y ahora se está en la segunda licitación,
porque nos comprometimos a llegar a un millón.
Eso le va a ayudar bastante al país.

Creo que es bien importante
lo que se viene haciendo en salud. ¿Por qué? Porque,
por ejemplo, la ampliación de Régimen
Subsidiado, y que en esta administración
alcanza casi el 50 por ciento, está focalizado
en los sectores más pobres, y está focalizado
a grupos más vulnerables. Y está focalizado,
por ejemplo, a atención de la mamá,
el niñito en los primeros años,
etcétera.

No tengo la cifra de
la participación
de la preinfancia en esa ampliación de
Régimen Subsidiado de Salud, pero de lo
que sí estamos seguros es que la focalización
hacia los sectores más pobres y vulnerables
de la Patria, tiene que producir un resultado
importante.

Colombia tenía 10 millones de ciudadanos
afiliados al Régimen Subsidiado de Salud,
hoy tiene casi 15, aspiramos que esta administración
concluya, dentro de un año, con aproximadamente
18 millones. Pero estamos dando las bases para
llegar a 22 millones. Se está tramitando
una ley en el Congreso de la República,
que nos permita llegar a 22 millones. Si a eso
le sumamos 15 millones, 16 millones de Régimen
Contributivo, ahí vamos llegando, iríamos
llegando a una cobertura ya bastante completa.
Confío que el país pueda llegar
a una cobertura de salud bastante completa en
los próximos años. Estamos poniendo
las bases para que finalmente eso se dé.

El Ministerio del ramo
ha hecho un gran esfuerzo en materia de vacunación, un tema que
se había descentralizado bastante. Creo
que en términos generales se ha venido
recuperando, con la circunstancia de que el Ministerio
no se ha tranquilizado, no se ha confiado en
que es una actividad hoy bastante descentralizada,
sino que ha reasumido el liderazgo.

Unas tareas adicionales bien importantes.

Este país tiene un programa, que se llama
generalmente de familias educadoras. Aquí lo
llamamos Familias en Acción. Se le paga
un dinero a la mamá al mes, para que ella
garantice la asistencia escolar de los niñitos,
y para que garantice la nutrición de los
niñitos. Tienen dos requisitos para recibir
ese dinero. Un requisito es presentar los certificados
de estudio, y un segundo requisito, someter los
niñitos a las pruebas de Bienestar Familiar.

Ese programa lo concibió la administración
presidencial anterior, no alcanzó a ponerlo
en marcha, lo hemos puesto en marcha nosotros.
Veníamos subsidiando 340 mil Familias
en Acción, ahora estamos haciendo los
primeros pagos para subir de 340 a 400 mil, y
estamos aspirando terminar el año con
500 mil. Eso va a beneficiar alrededor de millón
200 mil niñitos, bastantes en la preinfancia.
Creo que ese es un programa que ayuda muchísimo.

Y estamos trabajando
con la población
campesina un programa que se llama Resa, que
es un programa de seguridad alimentaria. Confiamos
que ese programa también tenga muy buena
incidencia en el tema de la preinfancia.

Diría, para entrar en el tercer capítulo
de lo que quería proponerles, quería
contarles algunos de los esfuerzos del país,
algunos de los esfuerzos de este Gobierno. Y
como tercer punto, y después escuchar
algunas intervenciones de ustedes, es: ¿cuál
es mi principal angustia de qué es lo
primero que falta?

Sí, tenemos que avanzar en cobertura
en salud, como ya lo dije, no nos podemos quedar
en este programa en 517 mil niñitos menores
de cinco años con el desayuno fortalecido,
hay que adjudicar rápidamente los otros
500 mil, hay que seguir con tantos programas.

Pero sí tengo una preocupación: ¿cómo
vamos a lograr que los niños de los hogares
de Bienestar Familiar al mismo tiempo estén
cursando sus primeros grados educativos? Diría
que ahí está el gran reto del país
en los meses que vienen, en los años que
vienen. Este Gobierno va a dejar las bases para
eso. Ya empezamos a trabajar Ministerio de Educación,
Bienestar Familiar.

La verdad es que nosotros
tenemos que conseguir que cada niñito que vaya a un hogar de
Bienestar, al mismo tiempo esté estudiando.
Pienso que esa es la combinación necesaria.
Ahora, vamos a buscar cómo se hace, en
eso estamos, y cuántos recursos hay que
agregar. Pero me parece que sería un estancamiento
histórico si solamente seguimos comprometidos
en el tema de la provisión alimentaria.
Hay que dar educación desde ese mismo
momento.

Diría: ese es el gran reto que nosotros
estamos asumiendo. Vamos a ver cómo se
puede concebir la parte metodológica,
la parte logística y la parte presupuestal.
Hemos puesto esa tarea en manos de los dos ministerios:
de Educación y de Protección Social,
y de Bienestar Familiar. Confiamos tenerle una
respuesta positiva al país en los próximos
meses.

Colombia se prepara para
el Segundo Centenario, el 7 de agosto de 2019,
cuando cumplamos 200
años de la Batalla de Boyacá. Planeación
Nacional está preparando un documento
de Visión de Colombia Segundo Centenario,
con unas metas muy exigentes, que van de la mano
de las Metas del Milenio. Este tema de la preinfancia
es tema esencial en ese documento, para que Colombia
pueda mostrar, en plena marcha, una política
integral que le de garantía al mundo y
a la ciudadanía colombiana de que ese
tratamiento a la preinfancia va a garantizar
generaciones de ciudadanía de excelente
comportamiento comunitario.

Quisiera parar aquí, felicitarlos, agradecerles
todos los esfuerzos, y escuchar dos o tres inquietudes,
observaciones, preguntas, sugerencias de ustedes.
Les ofrezco la palabra”.

Deja una respuesta