Sitio oficial
 

ALCANCES DEL PROGRAMA DE REINSERCIÓN

ALCANCES
DEL PROGRAMA DE REINSERCIÓN

Julio 17 de 2005 (Bogotá – cundinamarca)

Compatriotas:

Ministro (del Interior, Sabas
Pretelt), es bien importante repetirle a los colombianos
que el Ministerio a su cargo
ha tenido la mayor responsabilidad en el tema de la reinserción.
Cuando una persona toma la decisión de desmovilizarse,
esa persona empieza la primera etapa con el Ministerio
de Defensa, el responsable allí es el viceministro
Andrés Peñate. Pasan las primeras diligencias
y entra en firme al proceso de reinserción al
Ministerio del Interior, programa que dirige el doctor
Juan David Ángel.

Usted lo decía, esto crece tan velozmente que
cuando el Gobierno empezó con la ministra Marta
Lucía (Ramírez, ministra de Defensa) nos
fijamos unas cifras para 3 mil, hoy vamos en 14 mil,
y cuando ustedes hicieron el video la cifra todavía
estaba en 12.700, hoy está en más o menos
14 mil y crece velozmente. Tema muy difícil de
manejar.

Esta mañana al introducir el Consejo (el Tercer
Consejo Público de Ministros) yo me refería
al acto terrorista que tantos daños hizo ayer
en Teusaquillo, Bogotá, contra un albergue donde
hay reinsertados, y expresaba nuestra preocupación
por ese acto terrorista, el rechazo, la convocatoria
de los colombianos para que continuemos con toda la firmeza
contra el terrorismo, en la historia del mundo jamás,
jamás el terrorismo le ha ganado a un estado democrático,
jamás le ha ganado a un gobierno adherido a la
Constitución, adherido a los derechos humanos,
adherido a la transparencia y con toda la firmeza de
derrotar ese terrorismo.

El terrorismo derrota a los débiles, el terrorismo
no derrota la fortaleza del estado democrático.
Entonces lo primero es rechazar con toda firmeza ese
terrorismo, aquí en algún momento se dijo
que Bogotá y Colombia lloran, pero no se rinde.

Afortunadamente las dos personas
que resultaron heridas en ese atentado sufrieron heridas
leves, están
fuera de peligro, el artefacto terrorista fue un explosivo
que lo llevaron en un triciclo, lo dejaron en la puerta
del albergue, afectó bastante el albergue y afectó especialmente
vidrios en más de 120 apartamentos y en unas 60
residencias.

Quiero repetirles a los bogotanos,
nuestros compatriotas que sufrieron en sus residencias
estos daños,
que la Red de Solidaridad como lo expresó hoy
el doctor Luis Alfonso Hoyos, buscará con la mayor
diligencia poderlos indemnizar de acuerdo con la ley.

Anoche se me arrimaron dos señoras en la iglesia
de Teusaquillo y me dijeron: “Mire Presidente,
es que las averías, los daños que sufrieron
nuestras casas, son superiores a lo que nos va a indemnizar
la Red de Solidaridad. El doctor Luis Alfonso Hoyos va
a mirar que espacio le da la ley.

Yo le sugería esta mañana que de todas
maneras busquemos como complemento con las personas que
producen o distribuyen materiales de construcción,
unos precios especiales para poder ayudar a estros compatriotas
a reparar los daños que en sus viviendas causó el
terrorismo. Eso es lo primero, o lo segundo.

Lo tercero, el programa de reinserción tiene
que seguir, y lo que deseamos es que todos los que están
en los grupos terroristas tomen la decisión de
desmovilizarse, de vincularse a la reinserción.

Hablo con frecuencia con ellos,
hace pocos días
en el Caquetá, unos reinsertados de las Farc me
decían “Presidente, lo que hace que llegó este
Gobierno, en la guerrilla no podíamos dormir dos
noches en el mismo sitio, la presión de las Fuerzas
Militares y de Policía, la determinación
del Gobierno y al mismo tiempo el conocimiento que tuvimos
del programa de reinserción, nos llevó a
tomar la decisión”. Les contesté:
Miren muchachos, en el Gobierno hay dos decisiones, una
decisión es combatir con toda la determinación
a quienes persistan en el terrorismo y la otra decisión
es recibir con toda generosidad a quienes busquen la
paz por la vía de la desmovilización, por
la vía de la reinserción.

Hace una semana en Soacha, asistiendo
a un acto del Sena de graduación de 400 reinsertados, llevó la
palabra en nombre de ellos, uno que estuvo 12 años
en las Farc. Pronunció un discurso bellísimo,
mostrando cómo había estado equivocado
durante esos 12 años, mostrando la importancia
de la decisión que acababa de tomar, la felicidad
de haberse reencontrado con su familia, las ilusiones
que para su vida estaba abriendo la posibilidad de participar,
por ejemplo, en esa formación técnica,
que les ofrece el Sena.

Y hemos tenido la oportunidad
de que estos reinsertados se dirijan a todos aquellos
que persisten en el terrorismo.
Este joven, ese día desde Soacha, les hizo un
llamado, les dijo: ¡No sigan por ese camino equivocado,
caminen, sigan la decisión que nosotros hemos
tomado¡

Ojalá los colombianos pudieran conocer el sistema
de reinserción a fondo, donde puede haber dificultades,
problemas, es que 14 mil reinsertados es una población
muy alta. Hay muchos pueblitos colombianos que no tienen
más de 14 mil habitantes, 14 mil reinsertados
es como tener uno de esos pueblitos colombianos pero
con la totalidad de su población reinsertada.

Muchos jóvenes nos han confesado, le han dicho
al doctor Luis Carlos Restrepo (Alto Comisionado para
la Paz), a los directores de reinserción, que
infortunadamente el único oficio que sabían
era el oficio de delinquir en las filas del terrorismo.

La guerrilla, por ejemplo, amenaza
de muerte a quienes quieran reinsertarse, y además les dice esta mentira:
no se desmovilicen, porque el Gobierno les saca información,
el Gobierno toma información de ustedes y después
los mata. Llevamos 3 años reinsertando colombianos
con toda la generosidad.

Una cifra sin antecedentes se
ha acumulado. Cuando se desmovilizó el M-19 eran 300, 380 en armas, otro
tanto que los acompañaba; cuando se desmovilizo
el Epl eran 2 mil en armas, ahora llevamos 14 mil y van
a ser muchos, muchos más.

El programa es generoso, este
año nos gastamos
en ese programa cerca de 200 mil millones de pesos, el
programa les ayuda con una cifra de dinero mensual a
cada persona, para que haga su manera de vivir, el programa
ayuda con educación, el programa ayuda con asistencia
sicológica, el programa ayuda con salud.

Anoche, en la iglesia de Teusaquillo,
algunos hacían
reclamos, con el programa también hay que tener
paciencia, porque el programa no es un programa de ríos
de leche y miel, es un programa con dificultades, es
un programa que hay que estar revisando todos días,
es un programa que hay que estar ajustando.

A mí me sorprendió esto gratamente ayer
en Teusaquillo, la gente estaba preocupada pero no desesperada,
por lo que me había dicho yo pensé que
la ciudadanía de Teusaquillo estaba enardecida
para sacar de allí los albergues, no, las personas
de la comunidad de Teusaquillo que hablaron, hablaron
con patriotismo, hablaron con firmeza, mostraron preocupación
pero también expresaron su acuerdo con la reinserción
y expresaron ese patriotismo que hay que radicar en la
solidaridad para que no nos de pereza, para que no nos
de asco, para que no nos de temor convivir con los reinsertados.
Necesitamos albergarlos en el seno de la Patria.

Contrariamente a la prevención que me habían
creado, yo encontré en los habitantes de Teusaquillo
toda una gran disposición frente a la reinserción,
nos habían alarmado con el hecho de que allí se
quería hacer todo un paro cívico para obligar
a que salieran los albergues de Tuesaquillo. No, la comunidad
no dijo eso, la comunidad mostró preocupación
pero toda la solidaridad pero toda la solidaridad con
la reinserción.

Y hubo voces que quiero destacar,
de personas que llamaron la atención sobre la conducta que deben tener
los reinsertados, voces muy constructivas, que los reinsertados
las tienen que escuchar, porque los reinsertados están
recibiendo un tratamiento generoso de la comunidad colombiana,
deben reciprocar a la comunidad colombiana con su comportamiento,
hoy en proceso de reinserción, mañana ya
como ciudadanos totalmente ajustados en sus conductas
a la Constitución y al ordenamiento jurídico.

Hace 4 meses tomamos la decisión de desmontar
albergues, venimos haciéndolo. Bogotá tenía
200 y albergues, o más, hoy quedan 63. Y vamos
a acelerar para que dentro de un tiempo prudencial no
haya más albergues. Vamos a ir orientando estos
muchachos para que se instalen durante el proceso de
reinserción en predios rurales que están
a cargo del Consejo Nacional de Estupefacientes.

Yo le decía anoche a una niña reinsertada
en Teusaquillo, no los vamos a mandar a la manigua, predios
rural es cómodos, con confort, cercanos de las
comunidades urbanas para que puedan adelantar los programas
de estudio.

Y vamos a seguir estimulando
lo que llama la solución
individual. En lugar de tenerlos en colectivos en albergues
lo que hacemos es que promovemos que cada uno se instale,
el Gobierno le patrocina, le financia la manera como
habrá de instalarse.

Esto segundo viene tomando fuerza
pero también
tiene dificultades porque al reunirlos colectivamente
en un albergue se generan unos riesgos de conducta, pero
al separarlos, como ya lo hemos probado, se generan unas
mayores dificultades de control.

Sin embargo, el programa de reinserción está buscando
como implementa controles para poder tener controles
eficaces, que marche bien el programa a pesar de que
haya soluciones individuales de ubicación.

En esto nos tienen que ayudar
todos, hay reinsertados no solamente en Bogotá, los hay en 200 municipios
de Colombia, y hemos encontrado generosidad en gobernadores,
en alcaldes, comprensión en la comunidad con este
programa que es de todos los colombianos.

Quiero particularmente destacar
el apoyo del Alcalde de Medellín a este programa. Allá han tenido
problemas, tuvieron problemas en el barrio El Prado,
pero con toda consideración, en un diálogo
permanente entre la Alcaldía de Medellín
y el Gobierno Nacional, se han venido mirando soluciones
a esos problemas, se han superado.

Hemos encontrado una Alcaldía de Medellín
totalmente comprometida con la reinserción, ayudándonos
a que la reinserción produzca buenos resultados,
y sí que ha ayudado.

En el primer año de este Gobierno, después
de que empezamos esa tarea de confrontar a los terroristas
en la Comuna 13 de Medellín, se presentó un
34 por ciento de disminución del homicidio en
Medellín, en el segundo año un 42por ciento
y en este año llevamos nuevamente otro 42 por
ciento de disminución del homicidio en Medellín.

Ayudó mucho el anterior Alcalde de Medellín,
el doctor Luis Pérez, y ha contribuido muchísimo
el actual Alcalde, el doctor Sergio Fajardo, y los equipos
que acompañaron al doctor Pérez y el que
acompaña al doctor Fajardo.

Yo le pedí al doctor Juan David Ángel
ayer que comprometamos a los personeros de los distritos,
de las ciudades y de los municipios, para que nos ayuden
en el control, en la supervisión del programa,
porque el programa está creciendo muy aceleradamente
y el país lo necesita.

Además es gran rubro de inversión social.
Yo diría que en la situación de Colombia,
si hay alguna inversión social necesaria e importante
, es la financiación del programa de reinserción
que este año le cuesta al Gobierno Nacional cerca
de 200 mil millones de pesos, si no más, por la
manera como viene creciendo esta cifra.

Yo quiero agradecer al ministro
Sabas (Pretel, del Interior y Justicia), a sus viceministros,
a su equipo, a Juan
David Ángel, porque este tema de la reinserción
es un tema muy difícil, que exige mucha paciencia,
que exige tener disposición permanente de escuchar
quejas, de ver problemas, de buscar soluciones. Con paciencia
y con patriotismo lo vamos a sacar adelante. Firmeza
y determinación para derrotar a los que persistan
en la violencia y toda la generosidad y el patriotismo
para albergar a los reinsertados. Ese es un programa
muy importante, más grande de lo que pudimos prever,
que está a cargo del Ministerio del Interior.

Deja una respuesta