Sitio oficial
 

GOBIERNO REITERA SEGURIDAD A MULTINACIONALES PETROLERAS

Bogotá, 22 ene (CNE).— El Gobierno Nacional renovó hoy su compromiso en materia de seguridad con los inversionistas del sector petrolero y reiteró el mantenimiento de las condiciones de trabajo para las multinacionales que desarrollan esta actividad en el país.

 

Durante una reunión de evaluación del Pacto para la Reactivación del sector de Hidrocarburos impulsado por el presidente Álvaro Uribe Vélez con las multinacionales reunidas en la Asociación Colombiana del Petróleo (ACP), el Gobierno hizo un nuevo llamado a los ciudadanos para que colaboren en el mantenimiento de la seguridad.El ministro de Minas y Energía, Luis Ernesto Mejía, consideró que al fortalecimiento de la política de Seguridad Democrática se debe sumar la colaboración ciudadana denunciando con valor civil a los terroristas y cuidando la infraestructura energética.

"El ciudadano debe entender que no se está atentando contra las empresas o el Gobierno. Todas las dificultades de orden público están atacando directamente a la población civil, de manera que es el ciudadano el primer eslabón de la cadena de seguridad", afirmó el funcionario.Con el fin de garantizar las condiciones mínimas de seguridad que permitan la actividad de exploración y explotación, el Gobierno Nacional reforzó el pie de fuerza en los entornos y regiones de operación petrolera para darle viabilidad a este sector de gran importancia para la estabilidad macroeconómica del país.

En la reunión participaron, además del Jefe de la cartera de Minas y el presidente de Ecopetrol, Isaac Yanovich; el Fiscal General de la Nación, Luis Camilo Osorio y el Procurador General de la Nación, Edgardo Maya Villazón, además, de representantes de 13 multinacionales petroleras que actualmente realizan trabajos de exploración y explotación de crudo en el país.La evaluación también busca hacer seguimiento a los compromisos de incremento de exploración y explotación de hidrocarburos fijados en octubre del año pasado, donde se acordaron reuniones mensuales para evaluar el desarrollo de esta actividad económica.

La meta es perforar anualmente al menos 25 pozos petroleros y fomentar la exploración sísmica de tres mil kilómetros con el fin de aumentar las reservas de petróleo en mil millones de barriles en los próximos cuatro años