LANZAMIENTO DE LA BANCA DE OPORTUNIDADES – IBAGUÉ

 

LANZAMIENTO
DE LA BANCA DE OPORTUNIDADES – IBAGUÉ

Abril 02 de 2007 (Ibagué – Tolima)

Compatriotas:

En Banca de Oportunidades queremos
integrar todo lo que el país pueda hacer para colocar crédito
popular. ¿Por qué no creamos un banco
nuevo? Por lo que dijo Carlos (Moya, director de la
Banca de las Oportunidades): sería muy costoso.
Además, inútil.

Yo le contaba esta idea al
profesor (Muhammad) Yunus y entonces me decía: “No, vea: entiendo
que es diferente lo de Bangladesh de lo de Colombia”.
Me decía él: “Cuando Bangladesh
empezó, allá no había institucionalidad.
Colombia ya tiene mucha institucionalidad: banca pública,
banca privada, Fondo de Garantías, fondos de
redescuento. Es un momento histórico muy diferente”.

Entonces yo le decía: “Mire, es que este
país tiene 43 millones de habitantes, un millón
164 mil kilómetros cuadrados, tiene 1.099 cabeceras
municipales, miles de corregimientos veredales”.

Y me decía que a él le parecía
buena la institucionalidad nuestra.

Si solamente fuéramos a crear un banco para
esto, nada haríamos. Con todo lo importante
que es el Banco Agrario, tiene 700 oficinas. Ahora
va a crecer mucho con el tema Corresponsales No Bancarios,
que ya lo va a explicar Carlos (Moya, director de la
Banca de las Oportunidades).

Con todo lo importante que
ha sido Banco Cafetero, cuando lo vendimos tenía
280 oficinas.

Cualquiera de ellos totalmente
insuficiente para el país. Por eso lo que
buscamos es unirlos a todos.

METAS

Primer Gobierno: lanzamos en
Bucaramanga la idea de un millón 800 mil créditos populares.
Bien difícil. Lo logramos.

Segundo Gobierno: Hemos puesto
el dulce a mordiscos, hemos subido la baranda. Meta:
5 millones de créditos
de microcrédito para los sectores populares
de la Patria.

Eso nos obliga a hacer un millón 250 mil por
año. En enero llevábamos 700 mil. Para
el mes de agosto tenemos que tener un millón
250 mil.

Como lo va a mostrar Carlos
(Moya), hay un tema muy importante: colombianos que
por primera vez accedan
al crédito.

¿Qué buscamos con esto? Es una estrategia
fundamental en la erradicación de la pobreza.
Nuestro modelo de Gobierno tiene tres objetivos: consolidar
la Política de Seguridad Democrática,
crear confianza inversionista en Colombia, altas tasas
de inversión, y cumplir las metas sociales.

Y todo va relacionado: sin
Seguridad Democrática
no hay confianza inversionista, y sin inversión
no hay manera de superar la pobreza. Sin inversión
no hay manera de construir equidad. Sin inversión
el único reparto posible es el reparto de la
pobreza. Nosotros no queremos un reparto de pobreza
en Colombia sino una prosperidad con reparto. Y por
eso tenemos que sustentar nuestra política social
en una gran dinámica de inversión generada
por confianza.

BENEFICIARIOS

¿A quiénes va
dirigido el sistema?

Colombianos vulnerables: madres
cabeza de familia de los estratos populares, Familias
en Acción,
desplazados. Y a una gran cantidad de colombianos que
no son tan vulnerables socialmente, pero que no han
tenido acceso al crédito: el tendero que depende
de la usura, del gota a gota; el estudiante universitario
que no ha tenido crédito por joven, etcétera.

Y necesitamos la cooperación de todos. Le hemos
puesto todo el entusiasmo. Le dije a la doctora Alicia
Arango: mire, hagamos antes de Semana Santa un gran
esfuerzo Banca de Oportunidades. Por eso se hizo el
sábado en Popayán, esta mañana
en Armenia, ahora en Ibagué, mañana en
Bucaramanga, en Valledupar, pasado mañana en
Sincelejo, para crear en esta Semana Mayor (y hoy es
oportuno, este Lunes Santo, la Luna Llena de aires,
que crea toda las condiciones para la reflexión,
para pedirle a Dios la protección de Colombia),
es oportuno sembrar en la mente de los colombianos
una reflexión sobre la manera de darles crédito
a 5 millones de familias. Si esto lo logramos, el país
tiene que empezar a sentirse distinto.

FAMILIAS EN ACCIÓN

Yo tengo mucho entusiasmo.
Por ejemplo, vamos a tener millón y medio de Familias en Acción.
Esas familias que reciben un subsidio para la educación
de sus hijitos.

El Tolima tiene más o menos 35 mil Familias
en Acción, sumando 30 mil 895 que hay en 46
municipios, más 3.540 Familias en Acción
de desplazados.

¿Saben cuántas van a ser, pero de aquí a
septiembre con la ayuda de Dios? 62 mil 375. Y en el
país millón y medio.

¿Cuál es la idea? Ese millón
y medio de Familias en Acción del país,
esas 62 mil Familias en Acción del Tolima, que
todas hagan parte de Banca de Oportunidades.

Que no solamente se les vincule
como Familias en Acción
sino que también se les vincule al crédito,
para que estas herramientas sociales vayan recayendo
sobre las familias más pobres de la Nación.
Que vayamos juntando estas herramientas sociales en
el universo de las familias más pobres de la
Nación, para sacarlas adelante.

Yo miro esta Patria no sólo con amor sino con
ilusión. Además las palabras amor e ilusión
son inseparables. Yo no conozco un amor que no sea
ilusionante. Por eso no puedo renunciar a mirar esta
Patria con ilusión, porque la veo en todas las
horas con amor.

Yo sueño que esta Patria, con un millón
y medio de Familias en Acción, vinculadas al
programa Banca de Oportunidades, con 5 millones de
familias pobres de Colombia en Banca de Oportunidades,
esta Patria tenga que ser más distinta, amable,
tenga que entrar en un verdadero proceso de superación
de la pobreza.

CORRESPONSALES NO BANCARIOS

Carlos (Moya, director de la
Banca de Oportunidades), explique qué y por qué los Corresponsales
No Bancarios, como nuevas sedes en comparación
con las viejas sedes bancarias, y lo que nos va a permitir
avanzar en cobertura.

Carlos Alberto Moya,
director de la Banca de Oportunidades:
El Corresponsal No Bancario es un ciudadano que es
representante de un banco en un municipio o en un barrio
de una ciudad. Este Corresponsal tiene un contrato
con el banco para que lo represente y ofrezca servicios
a la comunidad.

¿Qué servicios ofrece? La recepción
de solicitudes de crédito, el desembolso de
los créditos, el retiro del dinero del crédito,
el pago de las cuotas del crédito, el pago de
servicios públicos, apertura de cuenta de ahorros.

Es decir, los Corresponsales
No Bancarios en Colombia, distinto a lo de otros
pocos países de América
Latina donde la figura existe, adelantan un proceso
de bancarización y no solamente un proceso de
pagos y de transacciones, sino que establecen una relación
de largo plazo, de más amarre, entre el ciudadano
entre el ciudadano y sector financiero, para mejorar
las condiciones de vida de estos ciudadanos.

Este corresponsal, entonces,
es una persona que por lo general tiene un negocio:
una droguería,
un supermercado, una tienda, unas cabinas telefónicas.
En fin, hay distintas modalidades. Y en ese mismo sitio
se hace una unidad de caja, de plata, entre el negocio
y el banco. Entonces siempre va a tener la liquidez
para poder atender adecuadamente los servicios que
la ciudadanaza demanda, sin necesidad de que los recursos
se vayan a otro lado, sino que queden en la misma localidad.

Por eso es que, por lo general, son personas que mueven
dinero en efectivo en sus negocios los que son escogidos
como corresponsales no bancarios.

El establecimiento de un corresponsal
no bancario difiere. Pueden ser 20 – 30 millones de pesos.
Frente a lo que cuesta abrir una sucursal normal de
un banco, hay una diferencia enorme. El Banco Agrario,
decía ahora el presidente del Banco, el doctor
José Fernando Bautista, que al Banco Agrario
le cuesta más o menos 300 millones de pesos
abrir una sucursal.

En La República salió hace
tal vez un par de semanas que hay bancos que les
vale hasta 700
millones de pesos abrir una sucursal.

Entonces con esos costos tan
altos, muchos bancos no llegan a localidades pequeñas
o a barrios marginales de las ciudades, porque financieramente
no les da equilibrio.

Pero ya con un Corresponsal
No Bancario, con unos costos tan sustancialmente
por debajo de lo que vale
una apertura de una oficina, van a poder llegar y van
a poder irrigar el país con servicios financieros
para el bienestar y para el beneficio de todos los
ciudadanos, particularmente los de estratos más
bajos, los de poblaciones más apartadas, que
son justamente los que no tienen hoy en día
esos servicios.

En el tema de Corresponsales
No Bancarios, que como les decía es una figura reciente, de todas maneras
tenemos 88 corresponsales en Colombia al día
de hoy. Están distribuidos en 21 departamentos
del país.

Fíjense ustedes que donde más hay corresponsales
es en Antioquia, Bogotá y Valle del Cauca. Antioquia
es el departamento también que tiene más
municipios, pero Bogotá está en segundo
lugar. Eso quiere decir que los corresponsales no bancarios
están llegando a municipios sin servicios, pero
también a grandes ciudades en zonas marginales,
en donde la gente tiene que desplazarse, incurrir en
gastos de transporte, dejar los niños donde
el vecino, cerrar el negocio mientras va toda una mañana
o toda una tarde una transacción.

Fíjense el enorme beneficio
que significa para la comunidad este sistema. Y empiezan
los canales para
llegar con mayores servicios financieros. En cuanto
a bancos ya tenemos 7 bancos.

Presidente de la República: Bueno, les agradezco
mucha su presencia y empecemos entonces a acabar con
ese gota a gota acá en el Tolima con la entrega
de estos créditos.

Deja una respuesta