Sitio oficial
 

MEJORAN CALIFICACIÓN DE RIESGO A BONOS DE COLOMBIA

Bogotá, 22 ene (CNE).- La firma calificadora de riesgo Fitch mejoró hoy la calificación de riesgo para los bonos que emitió Colombia el martes pasado por 500 millones de dólares, a un plazo de treinta años.

Según reveló la agencia de noticias EFE desde Nueva York, se otorgó una calificación de riesgo de BB a la emisión de bonos, lo que significa que es la mejor posible para emisiones de deuda en Colombia y se ubica en el décimo segundo nivel entre las 21 categorías utilizadas por la agencia entre las inversiones consideradas ‘especulativas’.

En agosto pasado, Fitch redujo las perspectivas de la calificación de riesgo desde ‘estables’ a ‘negativas’."Las condiciones financieras para los países latinoamericanos continúan siendo desfavorables", señaló hoy la agencia en un comunicado."En este ambiente, las preocupaciones respecto a la seguridad, los débiles prospectos de crecimiento y los crecientes déficit fiscales de Colombia, han aumentado los costos de financiación y han llevado a la baja del peso, lo que ha hecho crecer el peso de la deuda externa", agregó la agencia Ficth recuerda que Colombia tiene necesidades de financiación de cerca de 7.600 millones de dólares para el presente año, lo que equivale a cerca de un 42 por ciento de las exportaciones del país sudamericano."Si el progreso de la nueva administración en materia de ajustes fiscales y su más agresiva postura frente al tema de la seguridad aumentan la confianza del sector privado, esto ayudará a mejorar las perspectivas de crecimiento y de estabilidad de la balanza de pagos", que podría estabilizar la calificación de deuda, dijo Fitch."Si por el contrario, las metas de presupuesto no se cumplen, o si el Gobierno resulta incapaz de aumentar la seguridad, la calificación de riesgo podría ser rebajadas", concluyó el comunicado de Fitch.

La mejora en la calificación de riesgo para los papeles colombianos se debe al restablecimiento de la confianza de los inversionistas debido al programa de ajuste fiscal que puso en marcha la administración del presidente Álvaro Uribe, las reformas estructurales que aprobó el Congreso y el respaldo que ofreció el Fondo Monetario Internacional y la banca multilateral a Colombia.